Foto: Marcelo Vigneron

La retirada de las osamentas de la fosa clandestina en Vala Clandestina de Perus movilizó a profesionales del Cementerio y de otros sectores del servicio público, como policías, militares y de la Guardia Civil Metropolitana.

Anuncios